Mazzoleni no saneó su administración y plantea más impuestos como salvación


Mazzoleni promete construcción de 700 unidades de salud - Nacionales - ABC  Color  Un ministro que no logra recuperar la confianza que se ganó al inicio de la pandemia, y que fuera desmoronada con el escándalo de las amañadas como sobrefacturadas adquisiciones de insumos chinos, la protección a los cabecillas de aquella gran estafa, ahora plantea una tabla de salvación: más plata mediante impuestos.

Por Rossana Escobar M.

rossana.escobar@gruponacion.com.py

Las reiteradas críticas a la incapacidad del ministro de Salud Julio Mazzoleni explotó esta vuelta con el caso Bianca, niña que padece Atrofia Muscular Espinal (AME) y a quien no le daban una respuesta en su cartera hasta que la pre­sión mediática se acentuó, al punto de que protagonistas de la televisión internacional tuvieron que sumarse a los reclamos y cuestionamien­tos al Gobierno.

Esta situación se suma a la seguidilla de escraches al ministro Mazzoleni, blanco de todo tipo de acusaciones por continuos escándalos de corrupción en su administra­ción. En medio de estas críti­cas el fin de semana pasado, el secretario de Estado plan­teó en entrevista de televi­sión una magistral salida para mejorar el sistema de salud: aumentar impuestos.

Así manejó compras covid Mazzoleni, pero quiere más plata aumentando impuesto.Así manejó compras covid Mazzoleni, pero quiere más plata aumentando impuesto.

“No puede ser que tengamos el impuesto al tabaco más bajo ¡Vergonzoso!”, señaló Mazzoleni. “Queremos un sistema de salud de primer mundo, y no pagar impues­tos”, aseveró mientras reci­bía masivos escraches por sus expresiones en las redes sociales.

Las palabras del ministro generaron reacciones de inmediato en los que lo til­daron de “caradura”, por los US$ 500 millones disponi­bles para fortalecer el sis­tema sanitario en la lucha contra la pandemia del covid 19, millonarias donaciones, etc. Salió al tapete el famoso caso de las amañadas com­pras de insumos chinos, las sobrefacturaciones como las camas de oro, los funciona­rios blanqueados con tibias sanciones, hechos que deja­ron por el suelo la confianza que se había ganado Mazzo­leni cuando comenzó la pan­demia.

LA GENTE NO SE OLVIDA

La administración del minis­tro Mazzoleni arrastra cons­tantes cuestionamientos y denuncias de corrupción que cada tanto hacen cal­dear los ánimos de la ciuda­danía, principalmente en las redes sociales. Si falta plata y el plan es aumentar impues­tos, recaudar más para mejo­rar el sistema de salud, al ministro se le olvidó cues­tiones elementales de econo­mía considerando que iban a comprar insumos a precio de oro en la licitación US$ 13,5 millones que se direccionó a favor de empresas del clan Ferreira.

La gente no se olvida que funcionarios de confianza de Mazzoleni cocinaron la adjudicación a los Ferreira en 72 horas e incluyeron un anticipo de G. 17.000 millo­nes que no estaba establecido en la licitación. Que el direc­tor de Insumos Estratégi­cos, hasta ahora atornillado al cargo, dilató la emisión de órdenes de compra para blin­dar de multas a los proveedo­res amigos.

Rodríguez es el mismo que elaboró los precios referen­ciales para compra de camas a G. 4.250.000 cada una, cuando el valor de importa­ción era de G. 670 mil cada una. Este se salvó de toda investigación pese a la gran responsabilidad. Las máxi­mas sanciones aplicadas en el caso de esta estafa son sus­pensiones laborales de 20 a 30 días.

Mazzoleni dice que necesita más plata para mejorar el ser­vicio de salud, pero derrocha como si sobraran recursos. No hay que olvidar tampoco los aumentazos que otorgó a su entorno el año pasado, hecho muy cuestionado en el ministerio.

Importó personal adminis­trativo con el doble o el tri­ple de sueldo de lo que per­cibían en sus instituciones. Grupo de amigas como las de la ex directora de Recur­sos Humanos se habían ubi­cado con astronómicos suel­dos, gracias a Mazzoleni. Así también importó personal del Ministerio del Interior y trajo a la rosca del doctor Juan Carlos Portillo, todos con jugosos salarios. Al pare­cer, no falta plata.

Licitaciones abortadas por irregularidades, sobrefactu­ración, derroche en contrata­ciones de personal, criticados aumentazos, baja ejecución presupuestaria, ineficiencia en la mejora del sistema de Salud son rutinarios cuestio­namientos que recibe Maz­zoleni que ahora adoptó el discurso de un ministro de Hacienda y quiere imponer más impuestos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: