La batalla de Toledo se la debemos a Juan Bautista Ayala y a Jacare Valija.


Resultado de imagen para General Juan Bautista AyalaFORTÍN TOLEDO (Marvin Duerksen, corresponsal). La Municipalidad de Mariscal Estigarribia conmemoró el sábado el 84º aniversario de la Batalla de Toledo en el exfortín. El acto contó con la presencia de autoridades municipales, departamentales de Boquerón, de las FF.AA, instituciones educativas y civiles. El intendente mariscaleño, Elmer Vogt, recordó que al igual que un sábado 11 de marzo, pero del año 1933, culminaba la Batalla de Toledo. Nota: Juan Bautista Ayala era jefe de estado mayor del ejercito paraguayo y dirigio la movilizacion Paraguaya para la guerra del chaco en 1932 razon por la cual se gano la confianza del comandante en jefe (ROJAS) para comandar la primera división paraguaya que en ese momento estaba a cargo del Teniente Coronel Jose Felix Estigarribia. A partir de ese momento se produce una persecución injusta contra el teniente coronel Juan Bautista Ayala quien dirigio con la ayuda de Jacare Valija un viejo sargento la defensa del fortín Toledo completado por las fuerzas del teniente coronel Irrazabal que mas tarde iba realizar igual proeza en nanagua. Pero he aquí que después preparar (Ayala) la pronta batalla de campo vía, se presenta de pronto Estigarribia y lo destituye de su cargo de comandante del segundo cuerpo de ejercito. Mas tarde en la segunda batalla de Nanagua se consigue un rotundo éxito paraguayo. Como pago el vencedor, Luis Irrazabal es destituido de su cargo de comandante del tercer cuerpo de ejercito por haber enviado un telegrama que no gusto a Estigarribia. En resumen 3 jefes de alto merito Ayala, Irrazabal y Bray fueron destituidos de sus cargos. Este ultimo fue procesado por una supuesta falta empírica. Por eso es bueno rememorar y darle los laureles al verdadero hereo entonces coronel Juan Bautista Ayala.

“Hoy, en este lugar histórico, rendimos el homenaje a los héroes de la batalla de Toledo. Destacamos y valoramos la entrega de los paraguayos que sacrificaron sus vidas en defensa del Chaco paraguayo, hecho que queda grabado en nuestra memoria y en la historia de este suelo chaqueño”. dijo.

Agregó que es importante aprender de las lecciones que nos legaron los soldados, asumiendo el compromiso de defender la paz entre vecinos, entre pueblos y países. El gobernador de Boquerón, din Pauls, pidió a los jóvenes honrar la memoria de los valientes soldados que dieron sus vidas por la soberanía del Paraguay. “Debemos honrar el sacrificio de nuestros compatriotas que vinieron a defender este suelo guaraní que hoy estamos disfrutando en paz y armonía”, apunto Pauls.

One Response to La batalla de Toledo se la debemos a Juan Bautista Ayala y a Jacare Valija.

  1. Humberto Zaracho dice:

    El Gral. Brig. Juan Bautista Ayala fue uno de los primeros oficiales paraguayos que conocieron el Chaco, pues ya en 1921 estuvo en esa región del país comisionado para verificar el avance boliviano en la zona del Pilcomayo. En 1925 realizó una travesía de Nanawa a Villa Hayes, a caballo. En 1932 preparó y dirigió la movilización y concentración de las fuerzas de la República para la guerra del Chaco con Bolivia. Durante la contienda fue el artífice de la victoria de Toledo y asimismo concibió el plan y dirigió la maniobra que culminó con la victoria de Campo Vía. Al prologar el libro «La Guerra del Chaco a la luz de los principios de la Guerra», de autoría e Juan B. Ayala, el Cnel. Arturo Bray puntualiza con énfasis «el análisis comparativo de la aplicación de principios enunciados por Napoleón y otros conductores geniales- guardando la distancia, se entiende – mediante los cuales el autor estudia y hace sus observaciones críticas sobre el uso de las distintas armas en la guerra del Chaco, precisando las falencias que se produjeron por el mal uso de ellas en nuestro campo y sacando así conclusiones y enseñanzas de extraordinario valor documental y profesional. El mismo método usa para el campo adversario». Finalmente, «el mejor argumento esgrimido por el autor para despejar dudas sobre acontecimiento tan controvertido como es la conducción de la guerra del Chaco, por los muchos errores que tuvimos, es el método que usa, filtrándolos a través de aquellos principios permanentes de la guerra, que no pierden nunca actualidad.» Este libro del Gral. Ayala tiene su mayor mérito en la contribución que hace para aclarar de una vez por todas, algunas delicadas controversias en torno a la paternidad de ciertos planes y a la mala o buena conducción de los mismos. Lamentablemente el General Estigarribia no pudo sustraerse al celo profesional. En ese aspecto cabe destacar el trato discriminatorio de que fuera objeto el Gral. Ayala cuando fue Jefe del Estado Mayor General del Ejército al no permitírsele su participación en el teatro de operaciones. Ante la sorpresa de los beneméritos combatientes dispuso el relevo del Coronel Juan Bautista Ayala (después General Brigada), a pesar de ser uno de los escasos Comandantes operacionales versados en la Estrategia militar de la época que lo adquirió durante su misión de estudios en Francia.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: