18 DE FEBRERO DE 1940: YO, JOSÉ FÉLIX ESTIGARRIBIA ASUMO TODOS LOS PODERES DEL ESTADO


Acto seguido nombró una comisión redactora para una nueva constitución cuyos miembros olvidaron colocar una norma clara y concreta respecto a quién ocupaba la sucesión del cargo inmediatamente. Todos sus integrantes eran chiquilines inquietos. El más viejo era el canciller, Justo Prieto, con tan solo 39 años. Alejandro Marín apenas pisaba los 30.  El que con niños se acuesta c…. se levanta.

Sin duda fue una decisión política. La constitución de 1870 fue barrida y nadie dijo esta boca es mía. Los llamados constitucionalistas hicieron mutis por el foro.En tanto el poder legislativo era obligado a renunciar en masa. Así los chiquilines apurados llevaron su proyecto a una votación popular y lograron amplia mayoría. Corre principios de agosto de 1940.

Pero he aquí que el presidente se les muere en un inesperado accidente aéreo (Sep. 7) cuando se disponía pasar un fin de semana con su esposa en la ciudad de San Bernardino. Y como el nuevo engendro de 1940, obra exclusivamente liberal, no disponía quien o cuando vendría el traspaso presidencial intervienen los militares los cuales tiran a la suerte al sucesor. (Ver conversaciones político – militares. Alfredo Seiferheld.)

Así es elegido Higinio Morínigo Martínez, vecino de Paraguarí según le comentó a Seiferheld el capitan Víctor  Urbieta Rojas, jefe de la Aviación, (votante) quien además  le dio los pormenores. El era amigo de los dos candidatos Higinio Morínigo y Eduardo Torreani Viera.  Para quedar bien con los dos tiró una caja de fosforós, y salió elegido Morínigo. ¿Donde estaba la constitución?, !silencio en el foro! Este ejemplo entre otros tantos indican que el derecho político se halla por encima del derecho constitucional.

A tal punto que la carta política de 1940 estuvo vigente  y respetada en nuestro país  durante 27 años cuando fue sustituida por 4 partidos políticos en 1967 bajo un gobierno colorado y con la colaboración del Partido Liberal Radical, El partido Liberal, y el Partido Revolucionario Febrerista. En consecuencia no vengan algunos a rasgarse las vestiduras por defender a capa y espada el derecho constitucional.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: