Barreto estima que déficit llegará a 2% y pide prudencia con la deuda


César Barreto, exministro de Hacienda; y Manuel Alarcón, exviceministro de Economía, estuvieron ayer en ABC Cardinal hablando de la tendencia creciente de la deuda pública. / ABC Color. El déficit fiscal llegaría este año a 2% del PIB y el próximo a 2,3% si no se controla, según estimaciones del economista y exministro de Hacienda César Barreto. Dijo que proyectando en el futuro y con parámetros conservadores, el endeudamiento llegaría a 25% en el año 2020. Nota: Ya son varios los analistas económicos que recomiendan ser prudentes con la deuda pública. En el caso de los bonos soberanos ni siquiera sabemos a quienes debemos, los llamado buitres. Es el momento de repensar mejor el enfoque de la deuda externa. Este ex ministro parece conocer el tema, Escuchémoslo.

El exministro de Hacienda volvió a insistir ayer en la necesidad de tener una política prudente en el manejo de la deuda pública y llamó de vuelta la atención respecto a que este es el quinto año en que las finanzas públicas cerrarán con déficit fiscal.

Barreto, junto con el exviceministro de Economía Manuel Alarcón, estuvieron ayer en el programa “Periodistas Económicos” en ABC Cardinal para hablar del déficit y la deuda pública.

El déficit se financia con deudas y en la medida en que crece, el nivel de endeudamiento también se incrementa, por lo que Barreto se mostró preocupado por esta tendencia, ya que en algún momento puede “volverse incontrolable”.

A modo de ejemplo de la importancia de controlar el déficit y el nivel de endeudamiento, indicó que cuando el déficit llega a 4% o 5% del producto interno bruto (PIB) las correcciones que se deben hacer resultan muy complicadas y los ajustes deberán ser similares a los que hoy realiza Brasil y Argentina.

De acuerdo con sus proyecciones, este año el saldo rojo terminaría en 2% del PIB y, de no controlarse, el próximo aumentaría a 2,3% del PIB, por encima del tope de 1,5% establecido en la Ley de Responsabilidad Fiscal, justamente para controlar el nivel de endeudamiento. “No es por nada que en la Ley de Responsabilidad Fiscal se puso un tope de 1,5% del PIB al déficit”, expresó y señaló que Brasil tiene un déficit de 10% y una deuda de alrededor de 80%. “Hay que tener mucho cuidado y ser muy prudentes en lo que se está haciendo”, refirió.

Sostuvo que de seguir esta tendencia creciente y proyectando con parámetros conservadores hacia el futuro, el nivel de endeudamiento de nuestro país llegaría a 25% del PIB en el año 2020.

El exministro advirtió que la deuda pública se duplicó y está actualmente en 22%, aumento que se dio principalmente en los últimos cuatro años. Al respecto, expresó que este nivel no es todavía alarmante para decir que en tres o cuatro años el país va a entrar en crisis, pero que se debe empezar a corregir debido a que si continúa en forma permanente, “claramente es insostenible”.

Dijo que están reclamando que se tenga una política fiscal en términos de perspectiva, que elimine el déficit en los próximos años y se restaure el equilibrio fiscal en las finanzas públicas.

Considera que se debe ser prudente porque ya se pasó los años de bonanzas y vendrá tiempos difíciles de nuevo, por lo que cualquier equivocación en las estimaciones de estos indicadores en el sector público puede llevar a la quiebra al país.

A su criterio, cuando un país se endeuda ya no se puede reducir nunca más, porque no será óptimo en ese momento, porque se retira recursos de la economía y podría llevar a una recesión, como ocurre con Brasil y Argentina. “Es lo que nosotros tenemos que buscar evitar”, aseguró.

Aumenta la cuenta

La deuda pública total llega a US$ 6.115 millones, lo que representa 22,5% del PIB. Para el año que viene aumentará a US$ 6.697 millones, 23% del PIB, según datos oficiales.

Las proyecciones realizadas por parlamentarios indican que de seguir con esta tendencia, emitir bonos y concretar “llave en mano”, podría incluso llegar a US$ 11.440 millones, que implicaría un 42% del PIB.

PLRA olvida responsabilidad en la deuda

Autoridades del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA) repudiaron ayer el endeudamiento generado en la era del presidente Horacio Cartes, sin embargo olvidan su responsabilidad institucional en el crecimiento de la deuda pública, el excesivo gasto salarial y obras públicas inacabadas en la modalidad “palada inicial”.

Entre 2008 y 2013 en la presidencia de Fernando Lugo, cuyo periodo fue completado por Federico Franco (PLRA), la deuda pública creció más de US$ 390 millones, aunque se pagaron unos US$ 1.500 millones.

En cuanto a la cuestionada ley 5074/2013, de modalidad de “Llave en Mano” la misma fue aprobada en Diputados de la ANR y el PLRA a pedido del Poder Ejecutivo.

En el Senado, la normativa tuvo sanción ficta el 24 de setiembre de 2013 cuando senadores lo aprobaron en general junto con las modificaciones pedidas por el Ejecutivo a la ley de Alianza Público-Privada. Con 26 votos de la ANR, parte del PLRA, Unace y PEN contra 16. En protesta, dejaron sin quórum la sesión el FG, PDP, cuatro liberales, Avanza País, dos colorados y PEN.

El titular del PLRA Efraín Alegre actualmente tiene como aliado interno al Salyn Buzarquis, imputado por la Fiscalía. En el primer semestre del 2013, el MOPC, bajo la administración de Buzarquis y la presidencia de Franco, pagó en concepto de anticipos más de G. 545.000 millones (unos 125 millones de dólares) a las vialeras.

Un tercio de su presupuesto para obras físicas se fue en “adelantos”. Al asumir la actual administración del MOPC se quedaron sin efecto 50 contratos aproximadamente. No obstante, no pudieron anular aquellos contratos a cuyos adjudicatarios la cartera ya había pagado anticipos. Buzarquis es el actual tesorero del PLRA.

Descalabro presupuestario

Alegre, aspirante a la presidencia en 2018, también busca llegar a una alianza con el senador y expresidente Fernando Lugo, cuya gestión es recordada por ser la que descalabró el presupuesto nacional aumentando el gasto en salarios y reduciendo la inversión en obras. Durante ese ciclo el gasto en personal creció al 15% anual y tuvo un pico del 30% en 2011-2012.

Se aumentó desmesuradamente tanto el número de funcionarios como sus remuneraciones y ello condiciona fuertemente las finanzas públicas, según autoridades actuales del Ministerio de Hacienda. El funcionariado cuesta US$ 3.600 millones, el doble de todo lo asignado a salud y educación.

PLRA olvida responsabilidad en la deuda

Autoridades del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA) repudiaron ayer el endeudamiento generado en la era del presidente Horacio Cartes, sin embargo olvidan su responsabilidad institucional en el crecimiento de la deuda pública, el excesivo gasto salarial y obras públicas inacabadas en la modalidad “palada inicial”.

Entre 2008 y 2013 en la presidencia de Fernando Lugo, cuyo periodo fue completado por Federico Franco (PLRA), la deuda pública creció más de US$ 390 millones, aunque se pagaron unos US$ 1.500 millones.

En cuanto a la cuestionada ley 5074/2013, de modalidad de “Llave en Mano” la misma fue aprobada en Diputados de la ANR y el PLRA a pedido del Poder Ejecutivo.

En el Senado, la normativa tuvo sanción ficta el 24 de setiembre de 2013 cuando senadores lo aprobaron en general junto con las modificaciones pedidas por el Ejecutivo a la ley de Alianza Público-Privada. Con 26 votos de la ANR, parte del PLRA, Unace y PEN contra 16. En protesta, dejaron sin quórum la sesión el FG, PDP, cuatro liberales, Avanza País, dos colorados y PEN.

El titular del PLRA Efraín Alegre actualmente tiene como aliado interno al Salyn Buzarquis, imputado por la Fiscalía. En el primer semestre del 2013, el MOPC, bajo la administración de Buzarquis y la presidencia de Franco, pagó en concepto de anticipos más de G. 545.000 millones (unos 125 millones de dólares) a las vialeras.

Un tercio de su presupuesto para obras físicas se fue en “adelantos”. Al asumir la actual administración del MOPC se quedaron sin efecto 50 contratos aproximadamente. No obstante, no pudieron anular aquellos contratos a cuyos adjudicatarios la cartera ya había pagado anticipos. Buzarquis es el actual tesorero del PLRA.

Descalabro presupuestario

Alegre, aspirante a la presidencia en 2018, también busca llegar a una alianza con el senador y expresidente Fernando Lugo, cuya gestión es recordada por ser la que descalabró el presupuesto nacional aumentando el gasto en salarios y reduciendo la inversión en obras. Durante ese ciclo el gasto en personal creció al 15% anual y tuvo un pico del 30% en 2011-2012.

Se aumentó desmesuradamente tanto el número de funcionarios como sus remuneraciones y ello condiciona fuertemente las finanzas públicas, según autoridades actuales del Ministerio de Hacienda. El funcionariado cuesta US$ 3.600 millones, el doble de todo lo asignado a salud y educación.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: