¿DESCALIFICACIONES ENTRE COLORADOS?


 En recientes declaraciones a la prensa el diputado J.J. Vázquez descalificó al senador Juan Carlos Galaverna asumiendo un papel de intérprete de la voluntad general sin ser él precisamente, Juan Jacobo Russeau. Bienvenida sea la candidatura del General Soto Estigarribia como la de los demás aspirantes pero por favor dejemos de descalificarnos entre nosotros y esperemos democráticamente la decisión del pueblo colorado en las urnas.

 

Por Osvaldo Bergonzi

 

En este comentario se habla en términos estrictamente políticos. Nos referiremos a Juan Carlos Galaverna. Hacemos previamente la aclaración que nada le debemos a él y en la actualidad  nos encontramos en la llanura. El senador y este autor director de un semanario por Internet. Nos conocimos en una época borrascosa allá a fines de 1986. El había dicho con anterioridad un discurso agresivo contra Stroessner en la casa de mis tíos Ángel Florentín Peña y Concepción Orue (Conché) lo cual colmó la última gota del vaso y le valió una persecución inmisericorde tanto a él como a su esposa y a su compueblano de Ypacarai, Luís Becker. Por esos tiempos abrazó la causa del  MOPOCO.

A partir de ahí nace una amistad que nunca se rompió a pesar de militar ambos en veredas opuestas dentro de nuestro partido durante la llamada era democrática iniciada con la gesta colorada del 2 y 3 de febrero que trajo la democracia plena al Paraguay.

Revisemos su conducta política a lo largo de estos años. Fue leal con el general Andrés Rodríguez hasta su muerte. En las internas coloradas de 1992 eligió el movimiento propiciado por Rodríguez. Fue leal al presidente Juan Carlos Wasmosy hasta que éste, en 1997, cambia su curso de acción y abre innecesariamente un tercer frente contra los argumentos valederos de sus colaboradores que le anunciaban una victoria segura mediante una fuerte alianza con Luís María Argaña. En consecuencia, Galaverna,  dijo hasta aquí  acompaño pero no me tiro al abismo. Hoy a la distancia, Wasmosy, reconoce aquel error.

Fue leal con Argaña hasta su muerte. Pero no lo fue con Luís Angel González Macchi debido a enfrentamientos dentro del entorno de éste el cual lo rechazaba. Prosiguió su carrera dentro del MRC con Duarte Frutos como candidato a presidente. Fue leal a Duarte Frutos hasta hace unos meses a pesar posiblemente de no estar de acuerdo con lo  hecho por éste en las internas. Esperó un cambio de actitud y al comprobar que el personaje continúa con sus descalificaciones metió violín en bolsa y se marchó.

De todo lo expresado se deduce que uno puede esperar una lealtad política razonable de parte de él, no así de otros que ahora lo cuestionan y que no pueden exhibir una hoja de ruta como la suya. Por otra parte, es casi el único dirigente que defiende a nuestro partido y se enfrenta a la prensa a cuerpo gentil mientras otros optan por la prudencia.

Por tales razones no estamos de acuerdo con lo expresado por el diputado J.J. Vazquez. Todos los colorados tienen derecho a presentar sus candidaturas. No serán individualidades sino el pueblo colorado quien decida. Por eso igualmente lo criticamos a Duarte Frutos, por el empleo de adjetivos de grueso calibre contra otro colorado. Tanto él como los demás tienen el mismo derecho. Aprendamos de una buena vez a respetarnos y a convivir en el disenso para poder siquiera otear un futuro con esperanza de victoria pues con las descalificaciones lo único que lograremos  es quedarnos varados en la cuneta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: